Ya dije, en una columna insultantemente breve y desmadejada, que la izquierda es una herejía cristiana. Hoy puedo añadir que es un tipo de gnosticismo, de ‘clave’ secreta para interpretar la realidad de un modo que el vulgo no entiende… Léalo entero aquí

Anuncios