Decía Burke que lo único necesario para que triunfe el mal es que los hombres buenos no hagan nada, y yo añado que lo único que explica el dominio incontestable de la izquierda es que tenemos una derecha bastante tonta… Léalo entero aquí

Anuncios